Pensamientos sueltos

waterrocks_close.jpg

 “Cada vez que un hombre ríe, añade un par de días a su vida”. Curzio Malaparte, escritor italiano
 
 No me siento más viejo con el transcurso del tiempo. Cuando me miro en el espejo cada mañana me doy cuenta de que los años no han pasado por mí: ¡se me han quedado pegados en la cara!

Venimos a este mundo no sabiendo nada. Sin embargo al llegar a la adolescencia pensamos que lo sabemos todo. A menudo es necesario que transcurran veinte o treinta años antes de que comprendamos lo poco que realmente sabemos.

La corrección política es una enfermedad paralizante que impide que el hombre tenga el valor de decir lo que realmente piensa.

¿Quién dice que los seres humanos no tenemos control del tiempo? ¡Cada vez que lavo mi automóvil o estreno un par de zapados llueve!

Nada es gratuito en esta vida, ni siquiera la libertad que disfrutamos, pues les ha costado mucho y a menudo todo a aquellos que han luchado para conseguirla y preservarla.

Las personas verdaderamente importantes en nuestra vida son las que nos felicitan el día de nuestro cumpleaños. Las demás, importan poco. ¿Quién te felicitó el día de tu cumpleaños?

La gratitud es como las flores: adorna los jardines desolados y grises de nuestra existencia con color, fragancia y alegría, y hasta convierte las penas más grandes en esperanza y victoria.

La ignorancia es atrevida, pues el que la padece confunde la astucia con la sabiduría y la temeridad con el valor.

El mal aliento es como la infidelidad matrimonial: la persona afectada casi siempre es la última que se entera.

Alguien ha dicho que la música no se piensa, se siente. No obstante estimo que mucha de la que se considera música en la actualidad, si se pensara un poco, jamás se consideraría música.  

La resignación no es una virtud sino un defecto. Resignarse es someterse involuntariamente (estoy sentado por fuera, pero parado por dentro); es debilidad y falsa humildad, que es siempre hipocresía. 

Siempre he oído decir que en los asuntos del corazón nadie manda. No obstante, cada vez que he visto a un hombre perdidamente enamorado quien ha mandado invariablemente ha sido la mujer.

Mi abuelita solía decir que la vejez tiene cara de perro. Yo digo que debemos tener cuidado, porque, como dijera Albert Schweitzer, el rostro que tenemos a los sesenta es el que merecemos.

La Biblia no es un libro científico, no obstante cada vez que trata sobre cualquier asunto relacionado con la ciencia, lo hace con exactitud inequívoca. Alguien ha dicho, con toda la razón, que a la Biblia, al igual que a los leones, no hace falta defenderla: sólo basta con abrirles la jaula.

El efecto negativo o positivo que puede tener la humanidad con respecto al calentamiento global es el mismo que tendrían los habitantes de la Florida si todos decidieran bajar la temperatura en la calle, en agosto al medio día, abriendo puertas y ventanas con el aire acondicionado encendido.

Guido F. Castellanos

Se prohíbe la publicación total o parcial sin permiso escrito del autor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: